El caso María Luisa Villanueva Márquez.

Kike Domínguez.

Cuernavaca.- Familiares de María Luisa Villanueva Márquez, presa desde hace casi 24 años, solicitaron apoyo al presidente de la República Andrés Manuel López Obrador para reabrir el caso, el cual estuvo plagado de irregularidades, así lo expresó su hermano, Santiago Porfirio Márquez.

Desde hace 23 años, 8 meses y 20 días, María Luisa ha estado presa en el Cereso Femenil de Atlacholoaya, acusada por el delito de secuestro agravado en contra de una mujer. Sin embargo, sus seres queridos señalan que este fue un caso fabricado por el entonces ‘Grupo Antisecuestro’, al mando de comandante Armando Martínez Salgado.

Este jueves, ante la visita a Morelos del presidente López Obrador, el caso de María Luisa escribió una nueva página, luego de que nuevamente sus familiares hieran un llamado de justicia, nuevamente.

Como se recordará, María Luisa, fue recluida en prisión enero de 1998 en un restaurante ubicado en el poblado de Galeana, Zacatepec. No sin antes pasar cuatro días en una casa de seguridad, donde según informes, fue torturada sexualmente, por los agentes del Ministerio Público.

Su madre y su hermano, acudieron este día a la sede del Ejecutivo Estatal para solicitar el apoyo, al tiempo de que también se hicieron presentes durante la visita de Andrés Manuel López Obrador, para pedir se abra el expediente de su familiar, quien esta sentenciada a 30 años de prisión.

El caso, estuvo lleno de irregularidades, como perdida de documentos, por lo que, a casi 24 años de haber sido detenida.

Escribir comentario

Comentarios: 0