En Cuautla, semáforo naranja que parece verde

A pesar de las recomendaciones emitidas por las autoridades de salud federales y estatales para evitar la aglomeración de personas tras el cambio en el semáforo epidemiológico de rojo a naranja para el Estado de Morelos; en el municipio de Cuautla, comerciantes ambulantes volvieron a invadir la plancha del zócalo de la cabecera municipal sin que las autoridades encabezadas por Jesús Corona Damián hayan hecho algo al respecto.

 

A través de diversos medios, ciudadanos criticaron la ausencia de autoridad en la ciudad, en donde una vez que se diera a conocer el cambio en el semáforo de alerta epidemiológica por COVID-19, los comerciantes ambulantes que mantuvieron invadido el zócalo histórico de la ciudad por varios meses, de nueva cuenta instalaron sus puestos sin que las autoridades lo hayan impedido.

 

Tras un recorrido realizado por el lugar se pudo constatar que aún y cuando el número de contagios por coronavirus en la entidad ha ido en aumento, en dichos establecimientos la aplicación de las medidas sanitarias como el uso de cubrebocas y gel antibacterial, así como de sana distancia no están siendo aplicadas, lo cual incrementa el riesgo de contagio entre la población.

 

Ante esto, las autoridades municipales no han fijado posicionamiento al respecto, por lo que el comercio informal en el primer cuadro de la ciudad continúa haciendo presencia en diversos puntos, sobretodo en las plazas públicas.

 

 

Finalmente, mencionar que tras la molestia expresada por la ciudadanía, exigieron a las autoridades que atiendan el tema de la presencia de los vendedores ambulantes, esto para evitar que el número de contagios por COVID-19 continúe en aumento. 

Escribir comentario

Comentarios: 0