Se Dispara el Gasto Corriente y para Elecciones. Se Sacrifica la Inversión en el Paquete Económico 2020 de Morelos.

POR ANDRÉS LAGUNAS 

 

El proyecto de paquete económico 2021 aumenta drásticamente el gasto destinado al proceso electoral, mantiene un elevado gasto corriente, destina casi mil millones de pesos para pago de deuda pública y sacrifica el gasto de inversión por lo cual una vez más Morelos no construirá obras de infraestructura relevante, y mantiene muy castigado el recurso destinado al campo, además, a pesar de los graves problemas de inseguridad, no crecen los recursos para atender este flagelo. 

De acuerdo con un análisis a la iniciativa de Ley de Ingresos y el presupuesto de Egresos 2021, que en días pasados entregó el Poder Ejecutivo al Congreso, presuntamente el paquete económico tiene como prioridad continuar con atención a la pandemia del coronavirus, apuntalar la reactivación económica, tras la caída de la economía debido a la emergencia sanitaria, y también se enfoca a atender los problemas de inseguridad. 

Pero en los hechos la radiografía financiera que ya analizan los diputados del Congreso del estado, refleja que Morelos es presa de una deuda que ronda los 6 mil 610 millones de pesos (heredada por la anterior administración) y por ese motivo uno de los grandes rubros del gasto es el destinado a pago de intereses y de capital de dichos pasivos, por un monto de 945 millones 687 mil pesos.

El otro gasto elevado que deberá afrontar el Estado es el destinado a la organización del proceso electoral y al financiamiento de los partidos políticos, por ello se contempla un gasto de 282 millones 352 mil 921 pesos, aquí ya se duplica el gasto por ser año electoral. Esta situación golpeará a otros sectores, por ejemplo el campesino, o el sector turístico, o el cultural, que ni todos juntos recibirán dicha cantidad. 

Los grandes rubros del presupuesto 2021, en la iniciativa que analizan los diputados, queda de la siguiente manera: 

Poder Legislativo 433 millones 500 mil pesos (incluido el gasto de la ESAF)

Poder Judicial 549 millones 36 mil pesos

Poder Ejecutivo 3 mil 477 millones 162 mil 771 pesos.  De esta cantidad dos mil 215 millones de pesos es para gasto corriente y solo mil 260 millones de pesos figuran como inversión. 

Para Municipios se contempla un presupuesto de 5 mil 362 millones 595 mil 417 pesos. Para apoyo en pago de laudos se pone una bolsa de 20 millones de pesos, es decir, 30 millones de pesos menos que en el año por concluir. 

En la partida para la UAEM también hay una ligera disminución, al contemplarle en el proyecto una cantidad de 677 millones 508 mil pesos, siendo que en 2020 su presupuesto fue de 700 mdp. 

La Fiscalía General de Justicia si contempla un ligero incremento a 792 millones 659 mil 143 pesos.

También llama la atención el excesivo gasto corriente asignado a la Secretaría de Hacienda, cuyo monto planeado es de 211 millones de pesos, lo cual la convierte en la dependencia que más gasto corriente ejerce, y solo la supera la Comisión Estatal de Seguridad, que tiene un proyecto de presupuesto en gasto corriente por mil 119 millones de pesos.

Escribir comentario

Comentarios: 0